Despenalización del aborto en casos de violación sexual

Resultado de imagen para todas somos mariana

 

Como parte de las actividades por el Día Internacional por la Despenalización del Aborto en América Latina y el Caribe, la organización Católicas por el Derecho a Decidir Perú (CDD Perú) demandó a las autoridades reanudar el debate laico, público y justo sobre la despenalización del aborto por violación sexual.

CDD Perú enfatizó que esta iniciativa garantizará el derecho a decidir de las menores víctimas de violencia sexual, al recordar que cientos de niñas peruanas quedan embarazadas contra su voluntad y muchas de ellas son obligadas a continuar el proceso de gestación.

En ese sentido, CDD Perú convocó a la opinión pública a sumarse a la campaña Todas Somos Mariana, bajo el lema “Despenaliza Conciencias”, con el objetivo de abrir un debate franco y serio sobre la despenalización del aborto frente a una violación sexual, la libertad de conciencia y el rol de las iglesias en un Estado laico como el peruano.

Los casos de embarazos infantiles aparecen como producto de violencia sexual, ejercida por integrantes de la familia (abuso sexual incestuoso), conocidos, vecinos o extraños.

78% de las víctimas por violación son menores de edad y 90 de cada 100 tienen menos de 15 años de edad. Como resultado, 20% de las adolescentes peruanas entre 15 y 19 años y 14% de 10 a 14 años se embarazaron producto de una violación sexual. Asimismo, se estima que cuatro niñas menores de 15 años dan a luz diariamente en el Perú.

A esta dramática situación se suma el aumento de la muerte materna directa de niñas y adolescentes madres (13%), asociada a hemorragias postparto y la preeclampsia (estado patológico de la mujer embarazada, caracterizado por hipertensión arterial, edemas y aumento excesivo de peso), que representan el 31% y 27%, respectivamente.

Católicas por el Derecho a Decidir es una organización con presencia en varios países del mundo, que funciona en el Perú hace más de seis años y que lucha por los derechos sexuales y reproductivos de las mujeres desde su condición de cristianas. Es decir, sin renunciar a su fe, cuestionan las normativas impuestas por la jerarquía que limitan la libertad de las mujeres.

 

Publicado por el portal web JC Magazine